SEVILLA, 2013.

Alejandro, Álvaro y Jaime tienen 18 años y son hermanos trillizos con  autismo, un complejo desorden neurológico que afecta alrededor de 1 cada 166 niños en el mundo. Los niños afectados por el trastorno del espectro autista pueden tener una amplia variedad de síntomas que incluyen problemas de comunicación y habilidades de socialización. Esto los convierte en seres incapaces de mantener relaciones sociales normales.

Captura de pantalla 2016-03-28 a las 10.